lunes, 10 de agosto de 2015

REVISIÓN: Paletas de sombras Wet n Wild

Hola, espero que se encuentren muy bien y que no hayan tenido problemas con el temporal, yo me anduve empapando por ahí, pero no me resfrié yuujuue. También quería contarles que estoy con un nuevo régimen que me tiene la cabeza completamente enfocada en la comida :( se me hace difícil pensar en otra cosa jajaja después de pasar casi toda mi vida lechoneando me quitaron el azúcar de mi vida, ya que la salud no anda muy bien, espero acostumbrarme pronto a esta nueva vida y hábitos. 
Vamos al grano y por lo que ustedes están acá leyendo. 
Decidí hacer una revisión de estas paletas que para mi son una joyita, debido a su calidad, variedad de colores y valor. 



Si bien la marca llego hace bastante tiempo, aun hay chicas que no las han podido conseguir, por lo que nunca es tarde subir una revisión.

Descripción: La paletas contienen 8 tonos, 736 Petal Pusher en la gama de los tonos rosas y lilas, 738 Comfort Zone en la gama de los tonos tierra, 737 Blue Had At Hello en la gama de los tonos celestes y azules. En la descripción de la paleta menciona que los tonos "Browbone" van bajo la ceja, los tonos "Eyelid" van el el parpado, los tonos "Crease" van en la cuenca del ojo y por último los tonos "Deliner" son para delinear. 

Presentación:  El empaque no es el mejor, he tenido bastante cuidado para no destruir la tapa como lo hago con casi todos mis cosas jajaja. Contiene 8.5 g.

Opinión: La pigmentación de las sombras es genial, yo tengo mi parpado graso, por lo que debo usar primer, ya que con cualquier sombra (o todas las que he probado hasta el momento) se me forman pliegues con el transcurso de las horas.  La variedad de colores permite realizar diversos looks, tanto para el día como para la noche. Esto último hace que sea una paleta indispensable a la hora de viajar. Su precio es otro punto a favor, ya que valen $3.690 en Farmacias Ahumada o tiendas Nativa. 





De todas formas las recomiendo, va a depender de ti cual escoger. Yo le doy más uso a la Comfort Zone, ya que los tonos tierras me gustan para usarlos diariamente. 

¡Besos!